El comentario de Gerbino: Trump enciede Twitter y apaga el rally

Publicado el: 7/10/20 2:06 PM

La sesión con las dos caras de la bolsa estadounidense parece haber acabado con el mini rally de las listas de precios por la rápida «recuperación» del infectado más famoso del mundo. Curación por así decirlo, porque todos sabemos que la reducción de los síntomas no es suficiente para decretar la superación de la infección por Coronavirus. Pero fue suficiente que los trabajadores de salud del Hospital Militar de Bethesda lo dieran de alta y permitieran que lo trataran en la Casa Blanca aislado del contacto físico, pero no de Twitter, su red social favorita.

Una dada de alta rápida, mucho más rápida de lo que se hubiera decidido para un simple ciudadano. Después de todo, los médicos militares del hospital me parecieron, en todo el asunto de la hospitalización, más bien inclinados a desempeñar con diligencia el papel en la comedia que les asignó Trump, que, si permito la comparación, parece haberse inspirado en la reciente actitud mediática interpretado en Italia por los trabajadores de salud de San Raffaele para el precursor de Trump, Silvio Berlusconi. El guión parecía casi idéntico, solo un poco acelerado por la necesidad de mostrar las habilidades de superhombre de Donald más rápidamente. Al principio hubo preocupación por la enfermedad que afectó al líder, pero confianza en las habilidades de lucha del presidente. Luego, casi de inmediato, alivio por los resultados sobrehumanos de la batalla del paciente contra el virus y rápido despido a favor de las cámaras, para acreditar al pueblo la imagen de un líder invencible, con el que incluso Putin sueña.

La especulación a corto plazo se ha mostrado sensible a la ficción y se anticipó al guión como si lo conociera, con un mini-rally que arrancó desde el inicio de la sesión del pasado viernes, mientras los medios seguían difundiendo preocupación por la suerte del presidente. La carrera continuó durante toda la sesión del lunes y también continuó ayer hasta unos minutos antes de que comenzara la última hora de negociación en Wall Street.

En ese momento el índice SP500 acababa de alcanzar lo que ayer definí como la primera zona de resistencia: «3.430, es decir, donde encalló el triple intento de rebote de la primera quincena de septiembre». Alcanzado el máximo de la sesión en 3.432, justo cuando se necesitaba el máximo esfuerzo de optimismo para superar el obstáculo, aquí hay un tuit de Trump que da un golpe que puede derribar al toro al galope.

Parece que el candidato a la reelección, tras haber perdido algunos puntos más en las urnas por las vacaciones en el hospital jugando al golf que con el Covid, ha realizado un cambio táctico en su campaña electoral, aumentando su agresión. Con un primer tuit, ordenó a los negociadores republicanos interrumpir las negociaciones con los demócratas, que han durado un mes, para llegar a un compromiso sobre las ayudas a la economía y a los desempleados, a través de un nuevo plan de subsidios de un billón de dólares. Como para anticipar la noticia, en breve tuiteó crípticamente que la economía estadounidense estaba impulsando la recuperación global y que lo mejor está por venir, lo que sugiere que no había tal necesidad de ayuda. Un repudio total a las palabras que acaba de pronunciar el titular de la Fed Powell, quien tan sólo unas horas antes había advertido sobre las «trágicas» consecuencias de la falta de implementación de las ayudas a familias y empresas.

Además, prácticamente ha chantajeado a los votantes, diciendo que tras su victoria electoral pondrá en marcha un «enorme plan de estímulo». Pero ahora no, porque lo que proponen ahora los demócratas es solo un desperdicio de recursos para salvar ciudades mal administradas por sus alcaldes.

Tercer locutor: pidió a los republicanos que concentren sus esfuerzos en la rápida aprobación en el Senado de la nominación del juez conservador Barrett, dando la impresión de que la estrategia de impugnar el resultado de la votación siempre está en la vanguardia de su mente.

En unos pocos tuits, demolió así las esperanzas que habían alimentado la recuperación del mercado.

Se inició así una avalancha de ventas que llevó al índice SP500 a caer más de 2 puntos porcentuales en menos de media hora, para cerrar la sesión casi en los mínimos de 3.361 (-1,40%) y lograr un patrón gráfico de doble reversión bajista (barra exterior y envolvente bajista), que decreta la falla de un nuevo comprador y debería continuar la corrección más.

La sesión de hoy nos dirá si lo que vimos ayer es un nuevo giro bajista, que cierra la onda B y abre la puerta a la onda C bajista final de la corrección, que tendría la tarea de llevar el índice nuevamente por debajo del mínimo del 24 de septiembre (3.209). O si los compradores vuelven a los 3.325 lados y mantienen vivo el movimiento lateral, apuntando a un nuevo ataque a la resistencia 3.430, que ayer repelió el cuarto asalto. No puedo descartar esta segunda opción, dado que el impulso emocional bajista de ayer se vio ciertamente magnificado por el exceso de expectativas que se había fijado el mercado, barrido por la recuperación del candidato más extravagante de la historia estadounidense. Es posible que se esboce un intento de recuperación inmediata.

La primera hipótesis, es decir, el final del rebote y una nueva ola bajista, me parece más probable en este momento. Sin embargo, no puedo dejar de advertir sobre la dificultad operativa del momento, en el que el gigante herido por el virus se balancea de izquierda a derecha y aún podría reservarnos sorpresas en repetidas ocasiones a través de Twitter.

Quizás de tenor opuesto a los de ayer.

Pierluigi Gerbino – Estratega del Instituto Español de la Bolsa.


Los ojos del mercado están puestas en las elecciones presidenciales de EEUU y como afectará la campaña y su resultado. Hablaremos sobre esto con un experto del mercado Forex quien a dedicado toda su carrera al mercado americano, Carlos Guayara, estatega del Instituto español de la Bolsa y trader profesional, quien nos acompañará en el webinar Batalla de poder: así afectan las elecciones de EEUU a los mercados, el próximo 8 de octubre a las 18:30 (hora España). INSCRÍBETE AQUÍ.