El comentario de Gerbino: ¡Qué semana salvaje!

Publicado el: 17/05/21 11:26 AM

No es fácil encontrar las palabras adecuadas para definir la segunda semana de mayo para los mercados financieros globales. El término «salvaje» es el mejor que puedo encontrar.

No sé de qué otra manera definir una explosión de volatilidad como la que vimos la semana pasada. El índice que todos los demás comandan, a saber, el SP500 estadounidense, partió el lunes pasado desde el nivel más alto de todos los tiempos (4.238), alcanzado con el estimulante salto alcista el viernes 7 de mayo. Sin embargo, el mareo de la gran altura le hizo desmayarse y desplomarse hasta el mínimo del miércoles 12 de mayo (4.057). Pero las dos últimas sesiones lo han despertado y lo han hecho rebotar hasta recuperar alrededor del 70% del terreno perdido.

Si sumamos los puntos hacia abajo para sumergirse en el infierno y los hacia arriba para casi volver al cielo, obtenemos 305, es decir, más del 7% en comparación con el valor actual del índice. Sin duda una subida significativa, sobre todo si la comparamos con el comportamiento semanal, de cierre a cierre, que es un modesto -1,38%. Agitar 7 puntos para hacer un poco más de 1 bien expresa el grado de confusión direccional que han experimentado los mercados en la última semana, que terminó con el suspiro de alivio de las dos últimas sesiones, luego de experimentar el terror del regreso de la inflación en los primeros 3 de la semana.

No es fácil explicar estas fluctuaciones con la noticia que ha llegado a los monitores. Si es cierto que la inflación fue alarmante, como parecería del examen de la diapositiva en la primera parte de la semana, no está claro el motivo del repunte del jueves, lo que contrasta con el hecho de que también los datos del miércoles sobre el productor Llegaron los precios que confirmaron el resplandor inflacionario.

Es mejor resignarnos a aceptar que los mercados están dominados por la emocionalidad y que el impulso emocional, dentro del cual los arrojó la primavera de vacunación, es la euforia.

La euforia produjo el repunte que comenzó a principios de marzo, que llevó al SP500 de un mínimo de 3.723 el 4 de marzo a un primer pico de 3.984 el 17 de marzo (onda 1 para quienes usan la teoría de ondas de Elliott). La mini-corrección hasta el mínimo de 3.853 del 25 de marzo dibujó la onda 2. Aquí comenzó el impulso central del movimiento alcista, onda 3, mucho más extendida que la 1 y compuesta a su vez por ondas inferiores de 5 grados. Los mercados desarrollaron las primeras 3 ondas en el tiempo entre el 25 de febrero y el 29 de abril. El máximo de 4.119 del 29 de abril representó la culminación de la ola (iii) de 3.

Una vez completada la oleada 3, todavía faltaban (iv) y (v).

La onda (iv) se desarrolló a partir del 29 de abril en adelante, con un movimiento de 3 tramos, de los cuales el tramo bajista (a) finalizó el 4 de mayo, el tramo alcista (b) hizo el efímero máximo histórico del 7 de mayo y el final El tramo (c) produjo el deslizamiento hasta el miércoles pasado.

Si este modelo es correcto, como parecería en base a la reacción del jueves y viernes, deberíamos estar al inicio de la onda (v), que tendrá la tarea de llevarnos a superar la marca de los 4.400.

Lo hará con 5 ondas de orden menor, con una estructura similar a la onda (iii).

Estamos por tanto dentro del primer movimiento alcista de la onda (v), al que le seguirá esta semana un retroceso corto que no debe caer por debajo de 4.140, de lo contrario nos obligará a volver a contar las ondas. Si se mantiene el soporte, se iniciará la tercera ola de (v), y será la que hará la parte más conspicua del camino hacia 4.400.

Por tanto, espero una semana con todavía algunas fluctuaciones al inicio y por lo tanto la salida de la tercera ola de (v), que debería hacer que todos olviden las ansiedades por la inflación.

Pierluigi Gerbino – Estratega del Instituto Español de la Bolsa


La inflación estadounidense es más alta de lo esperado.

Esto nos lleva a una evaluación de nuestras estrategias para poder asegurarnos que aprovechamos al máximo todas las oportunidades.

Únete a este encuentro y encuentra oro en donde los demás solo ven preocupaciones. INSCRÍBETE